www.concellodovicedo.org
Localización
Situación
Mapa del municipio
Callejero
Videos sobre Vicedo
Historia
Patrimonio Artístico
Playas
Parajes Naturales
Isla Coelleira
Ría de Vicedo
Isla de San Martiño
Areas recreativas y Miradores
Espacios naturales próximos
Turismo Activo
Mapa del Río Sor
Rutas de Senderismo
Morgallón-Río Sor
Información General
Como llegar a la ruta y orientarse en ella
Descripción
Costa de O Vicedo
Información General
Como llegar a la ruta y orientarse en ella
Rutas en bicicleta
Rutas a caballo
Pesca
Rutas de un día
Webcam

 


MÁMOAS Y DÓLMENES

A Medorra.

ARTE CASTREXO

Punta do Castro. O Vicedo.

Castro da Tarroeira. O Vicedo.

Castro. Suegos.


Aunque está en ruinas, sigue pregonando desde su posición estratégica la huella de nuestros antepasados. Todavía se denomina Castro y quedan en la zona los topónimos de Castro y Trascastro. Está situado a 60 m. de altura al final de la parroquia de Suegos, confinando con la playa de Pereyra, la punta de Trascastro y el Porto de la Alegría. Quedan restos del mismo y puede observarse el foso que lo circunda, así como la gran cantidad de piedra procedente del muro exterior.

ARQUITECTURA RELIGIOSA

Iglesia parroquial de Santa María de Cabanas.

 

Es una de las tres iglesias que edificó Fernán Pérez de Andrade en esta comarca.
De la obra ojival del s. XV, queda la nave con sus muros timbrados por los blasones de la casa Andrade, que figuran igualmente sostenidos por dos pajes sobre el tímpano de la portada principal. El jabalí de tamaño natural, se reitera en un ángulo del alero del pórtico. Fue mandada construir por el prelado mindoniense Francisco en 1392.
El resto de la obra es del siglo XVIII.

Campanario de la Iglesia de Cabanas


Capilla de Trala Veiga. Cabanas.


A modo de curiosidad histórica, decir que la tradición relaciona las imágenes de la Virgen de esta capilla y de las de Porto de Santa María de Riobarba y Devesos, con tres hermanas que, llamadas a la vida religiosa, se dedicaron una a la protección de peregrinos, otra a amparar a la gente del país y la tercera al cuidado de los rebaños.

Capilla de Sanga.- Cabanas.

Capilla de Sanga.- Cabanas.

Pequeño edificio del s. XVII, de nave rectangular, capilla mayor con arco triunfal y un pórtico rústico junto a la fachada principal.
En el presbiterio se encuentra el retablo mayor, con tres hornacinas en el piso principal y una en el remate, flanqueada por un relieve de dragón, obra del s. XVIII, con varias tallas.

Iglesia parroquial de San Miguel de Negradas.

Iglesia de estilo románico del siglo XII y XIII cuyo altar principal consta de tres cuerpos: El central presenta unos autorrelieves del patrono San Miguel; a ambos lados se pueden ver medallones ovalados, óleo sobre tabla con San Pedro (calvo y con barba blanca y con las llaves) y otro de San Pablo con el libro y la espada. Las pinturas son obra de Juan de Castinande (1853), están muy bien conservadas en una iglesia con planta de cruz latina que conserva un antiguo claustro o retablo en uno de los brazos procedente del monasterio de "Freiras" de San Paio, desaparecido en el siglo XV.
En esta iglesia se encuentran las imágenes de San Pedro, San Rosendo, la Virgen del Rosario, San Antonio, San Roque, San Pedro, San José, el Corazón de Jesús y dos imágenes del patrón San Miguel.

Retablo San Payo

Retablo S.Pablo y S. Pedro


Capilla de San Roque en Negradas.

Don Gómez Pérez das Mariñas, en la segunda mitad del siglo XVI, edificó en esta parroquia, en la cual residió varios años, una capilla en honor de San Roque, junto a la torre de Pazo de Outeiro, que había pertenecido a su primera esposa doña María Sarmiento. Se conserva un retablo barroco popular.

Imagen de San Roque

Capilla de San Roque


Capilla de Hirgos. Riobarba.

Capilla das Angustias.- Riobarba. S.XVII


Se sabe según el Archivo notarial de Viveiro que D. Gabriel Chao, procurador de la parroquia de Riobarba, y Luis de Vale, vecino de ella, el 27 de mayo de 1650, junto con Luis López y Pedro González, vecinos de Viveiro, acordaron sobre la fábrica y reparos de esta ermita de Nuestra Señora de las Angustias.

Iglesia parroquial de San Pablo de Riobarba.

Se dice que fue mandada construir por Fernán Pérez de Andrade a finales del s. XIV.
Tiene nave rectangular con techumbre de madera a dos vertientes y profusión de canecillos lisos en el tejaroz.
En el frontis, la puerta principal con dos arquivoltas de baquetillas, ornamentadas de aletones en la parte interior y de cabezas de clavo exteriormente.
En el tímpano, de directriz apuntada, aparece el escudete de los Andrade, en cuya bordura va la leyenda consabida, en letra gótica, y a los lados un jabalí y un lebrel en actitud de persecución. Dibujos geométricos decoran las mochetas. Sobre altos retallos, un par de columnas acodilladas por cada lado en capiteles de hojas y animales fantásticos en actitudes retorcidas.

La puerta de entrada es adintelada y sin adorno alguno, aunque es fácil suponer que en la reforma del s. XVIII la puerta original, de arco ojival, se colocó en la sacristía para que sirviese de hornacina a una imagen. El arco triunfal tiene astrágalo además de la imposta. Más reducido en ancho y largo el presbiterio, pero a la misma altura que la nave y con modillones idénticos en el tejeroz. Tanto los ventanales del ábside como los de la nave fueron ampliados en reformas posteriores.
En los ángulos superiores de la fachada del pórtico se conservan un cordero con la cruz lobulada y un jabalí con una pieza redonda o mástil en la grupa, elementos ornamentales y simbólicos que antes estuvieron en los piñones de la nave.
El pórtico es ya obra del s. XVIII, como lo demuestra la inscripción: YZOSE SDO. CVRA ANT. DNEZ. AÑO 1736. En el hastial preside una hornacina de vieira con una escultura pétrea de San Pablo con libro y espada. A los pies una espadaña de dos vanos con coronamiento redondeado, y por el costado meridional de la nave un pórtico cubierto o cabildo con vanos protegidos por un enrejado de madera.
El retablo principal, de estilo rococó, con tres hornacinas en el cuerpo principal y un relieve de San Pablo en el ático, es obra de un buen entallador del último tercio del s. XVIII.
En el ajuar litúrgico destaca una cruz parroquial de plata, con tres abultamientos en la cebolla, el Cristo en el anverso y San Pablo en el reverso, y el punzón VARELA, sin duda el platero del mismo nombre que trabajó en Mondoñedo a comienzos del s. XIX.

Iglesia parroquial de Santa María de Suegos.

Antiguamente denominada Santa María de Suevos, en recuerdo a los suevos, antiguo pueblo bárbaro que invadió Galicia.
Obra del s. XVI con posteriores reformas del XVIII, de nave rectangular, otra transversal con transepto cubierto de bóveda nervada en terceletes y ligaduras, presbiterio con bóveda de cañón y pórtico sobre la entrada meridional de la nave. En el frontis, lleva arco adintelado y urna con la Virgen de la Inmaculada en piedra y hermosa torre sin terminar.
Conserva en el interior dos retablos de estilo rococó. El derecho de dos cuerpos policromado y con imágenes de: Santa Escolástica, Santa Rita, Santa Apolonia (pintada al óleo), Santo Domingo de Guzmán y Santa Teresa de Jesús. El izquierdo también de dos cuerpos y con imágenes de: San Roque, San Antonio, San Ramón Nonato y una Virgen con el Niño pintada al óleo.

En la sacristía se conserva un hermoso cáliz del siglo XVII de plata cincelada y con ángeles en el pie, una custodia del siglo XVII, de sol, plata, estilo renacimiento con conchas y ángeles, y un cáliz más sencillo de plata.
A continuación señalamos algunas notas históricas relativas a dicha iglesia, y recogidas por Juan Donapetry en su libro "Historia de Vivero y su concejo":
* La pintura del retablo mayor y las imágenes que aparecen en el, fue encargada a D. Pedro de Insoa, pintor y vecino de Viveiro, el 6 de Junio de 1618, por el licenciado Souto, cura de Suegos, y Pedro Fernández, primicerio de la iglesia, en nombre de todos los vecinos.
* Don Juan Antonio Osorio y Bolaño, Párroco de Suegos, otorgó testamento el día 15 de diciembre de 1758 y por él instituye cuatro misas de aniversario, rezadas y perpetuas, en esta iglesia y altar de la cofradía de Nuestra Señora de los Dolores, con su novena, por la limosna de cuatro reales de vellón cada una, las cuales carga sobre una casa que tenía en la villa de Viveiro, cercana al canto de Santiago, la que deja a dicha cofradía, así como una heredad sita en el Chao de Liñares, términos de San Pedro de Mosende, y además mil reales de vellón para la erección, servicio y aumento de la referida cofradía.

Detalle fachada


El 29 de octubre de 1826, el cura párroco don Nicolás Abadín y Toxeiro, el fabricario Emilio Ribeira y más vecinos de esta parroquia, terminaron el baldosado de las sepulturas de cantería que necesitaba la iglesia, por cuenta de sus propias rentas, siendo cada sepultura tan ancha y larga como las viejas que hay en la capilla mayor y de grueso cinco pulgadas; cada uno constará de tres piezas, la del medio con un agujero, por donde quepa la llave para levantarla; las sepulturas de los párvulos se colocarán contra las paredes y se pagarán con la rebaja que merezcan con respecto a las mayores; la obra había de estar terminada el 14 de agosto de 1827 y se contrató a Juan Cociña, vecino de la parroquia.


Iglesia parroquial de San Esteban de O Vicedo.

Sufrió importantes reformas en el siglo XVII. Se compone de tres naves separadas por pilastras cuadradas, unidas longitudinalmente por arcos de medio punto y con cubierta común de madera a dos vertientes.
Además del arco triunfal cierran la capilla mayor por sus tres frentes sendos arcos de descarga empotrados en muros. A los lados del presbiterio dos sacristías y delante del frontis un pórtico con entradas de arco por los costados.
Sobre la puerta principal espadaña simple de dos vanos con escaleras incrustadas en el mismo muro y campanil pequeño cerca de la puerta lateral de la nave.

Muros caleados con granito en los esquinales, pavimento de cantería, techumbre de madera y tejado de pizarra.
El retablo mayor, neoclásico, coge todo el hastial del presbiterio, con altorrelieve en la hornacina central que presenta la lapidación de San Esteban, y en los espacios laterales dos pinturas en las que aparecen el juicio de San Esteban y su entierro: "PINTO JUAN DE CASTINANDE, AÑO 1835".
Dos retablos laterales, neoclásicos, con esculturas de San Roque y San Nicolás.
Esta iglesia era patronato laical y perteneció a los Condes de Fuensaldaña, descendientes de Alonso Pérez de Vivero, que nació en esta feligresía.

Iglesia de O Vicedo


Iglesia parroquial de San Román del Valle.

S. XIV con reformas posteriores. Nave rectangular con puerta principal de arco rebajado y otra puerta de arco circular, actualmente tapiada, en el alzado sur. En cada uno de los muros laterales de la nave se abren saeteras rectangulares. En el alero se pueden ver varios modillones de la obra ojival y algunos sillares conservan la cruz de la consagración.
Abside más reducido, cubierto de madera a tres vertientes y con muros de sillar en hiladas horizontales, al que se accede por arco triunfal de medio punto.
Sacristía en el costado norte del presbiterio y pórtico cubierto de entrada circular por el frente principal con poyo interior y escaleras de subida al campanario. Espadaña en le frontis y campanil en el piñón anterior de la nave.
Retablo mayor, neoclásico, con pinturas de ángeles a los lados del ático, y escultura de San Antonio de Padua, s. XVIII.
Se dice que John Dutton, que escolto a Felipe II cuando fue a casarse con la reina de Inglaterra, María Tudor, dejó en su testamento dos ducados de limosna para la iglesia de Vale, ya que cuando zarparon de esta ría no las tenía todas consigo, porque probablemente un fuerte temporal azotaba estas costas.
Además de esta feligresía, existieron en San Román del Valle dos ermitas una en honor a San Antonio y otra en honor a San Francisco Javier.

Iglesia de San Román del Valle



Puente de Vicedo - Barqueiro.

Puente metálico de principios de siglo sobre la desembocadura del río Sor, que divide las provincias de Lugo y A Coruña. Está formado por tres tramos iguales de 18,10 m de longitud cada uno, de forma parabólica y con aceras voladas. El ancho de la parte central, destinada antiguamente a los carruajes y caballerías, es de 5 metros; las aceras tienen el ancho de un metro cada una.
Fue construido por la Maquinista Terrestre y Marítima de Barcelona, costó unas 528.000 pesetas y fue abierto al público el 1 de Noviembre de 1901.

Puente de hierro sobre el Rio Sor

Puente antiguo sobre el río Sor de origen incierto aunque por los materiales utilizados similares a los de la Muralla de Lugo y la forma románica de los tres arcos, podría tratarse de un puente medieval construido por los romanos y perteneciente al camino real entre Viveiro y Ortigueira. Realizado en cantería y con arcos de medio punto, en su centro (a diez metros sobre el nivel del agua) aún puede verse el milenario que señalaba el límite entre las viejas provincias de Betanzos y Mondoñedo.

Ponte do Porto


Casas blasonadas de Alexos (Negradas, lg. De San Roque).

Con un escudo nobiliario en el que se aprecia dos árboles, que parecen palmeras, y un jaquelado.

Casa Grande de O Pereiro.

Dos piedras de armas adornan los muros de esta casa situada en la parroquia de San Román del Valle.

Casa do Adro.

CRUCEIROS

Existen numerosos cruceiros repartidos por todo el municipio pero quizá los más importantes, desde el punto de vista artístico, se encuentran en la parroquia de Cabanas.
A continuación mostramos foto de una cruz (situada justo a un lado de la playa de San Román), construida en memoria de las personas que fallecieron en un naufragio, que tuvo lugar frente a estas costas en el año 1957.

 

 

Comer y Dormir
Restaurante Os Cruces
Servicios Municipales
Galería Fotográfica 2
Exposición palabras para recordo


Aviso Legal
A cerca de
Privacidad
© 2002 Concello de O Vicedo. Todos los derechos reservados.